El luto de los jueces

Todos hemos visto en alguna ocasión que los jueces, cuando ejercen su función como tal, van vestidos de negro, concretamente con toga negra.

En los años de 1600, en Inglaterra, esa toga era carismática en los jueces británicos, y esa moda se transmitió e impuso al resto del mundo. La única salvedad con las que existen ahora es que entonces las togas podían tener cualquier color, y no sólo negra.

En 1694 y ante la muerte de la reina María II de Inglaterra, el colectivo de jueces decidieron teñir sus togas de negro en señal de duelo. Cuando pasó esa etapa de luto los magistrados se dieron cuenta que al ir "uniformados" con ese único color, unificaban su presencia ante la ciudadanía adquiriendo una estética que les diferenciaba. Decidieron adoptar el negro como único color. Y de nuevo el mundo jurídico del resto de países les siguió.



Comentarios

Publicar un comentario

Volver a "El rincón de Chesana".